Este curso de Acción Catequética es continuidad del “Curso base de Catequética”. Pretende formar en el “hacer” de la catequesis: ¿cómo se realiza o hace catequesis? Se realiza a partir de las tareas de la catequesis, señaladas por el Directorio General para la Catequesis (1997), y teniendo en cuenta las circunstancias actuales. La finalidad es capacitar a los catequistas para trabajar como animadores y coordinadores de la catequesis en sus ámbitos ordinarios. El curso sigue un itinerario temático de acuerdo con las dimensiones de la fe señaladas por el Catecismo de la Iglesia Católica y las tareas de la catequesis que ayudan a su desarrollo hacia una madurez de vida cristiana.

Este curso nos invita a pensar sobre el quehacer de la catequesis: el entorno en el que se realiza, las personas a las que se dirige, el mensaje que transmite, el modelo y el método pedagógico, la figura del catequista y la finalidad que se pretende. Esta reflexión está muy vinculada a los cambios que se producen en el campo de la sociedad, de la Iglesia y de la propia catequesis; y tiene, además, una orientación práctica, pues ofrece elementos para la programación y realización de la acción catequética.

«Id, pues, y haced discípulos a todos los pueblos, bautizándolos en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo» (Mt 28,19). La llamada a seguir al Señor y anunciar el Evangelio, extendiendo una “red” de discípulos sigue siendo uno de los contenidos fundamentales de nuestra fe cristiana, pero… ¿en qué consiste ser discípulo del Señor? ¿Qué es eso de ser misionero? Recorreremos distintos pasajes bíblicos, conoceremos mejor a algunos personajes de la Escritura y, a través de ellos, iremos desgranando las diferentes etapas de ese seguimiento, desde el primer encuentro con Cristo hasta la dimensión misionera y comunitaria del discipulado.